El acuerdo de Pleno del Ayuntamiento de Medina Sidonia suprimiendo un artículo del PGOU es ilegal

NOTA DE PRENSA 17/11/17

La ASOCIACIÓN AMIGOS DE LA NATURALEZA (ANA) ha interpuesto un Recurso de Reposición ante la Junta de Gobierno Local por la desestimación de las alegaciones presentadas en el expediente de calificación ambiental en el despliegue de red de telecomunicaciones de fibra óptica en varias zonas dentro del término municipal de Medina Sidonia, promovido por VERIZON TELECOMUNICACIONES S.L.

En el Recurso se dice por parte de ANA que la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio de la Junta de Andalucía entiende, y así ha manifestado, que el Ayuntamiento de Medina Sidonia ha derogado de manera arbitraria y unilateral un precepto del Plan General de Ordenación Urbanística (PGOU), el artículo 5.2.2.13 de la normativa urbanística, obviando el procedimiento establecido en la LEY 7/2002, de 17 de diciembre, de Ordenación Urbanística de Andalucía (LOUA), por lo que dicho acuerdo no tiene validez jurídica alguna.

La Asociación solicita el cumplimiento por parte del Ayuntamiento de Medina Sidonia de toda la normativa legal vigente. Insiste en que, si se decide modificar un texto incluido en la normativa urbanística del PGOU, es necesario sustituir la parte que fuera incompatible con la legislación sectorial vigente por un nuevo texto, para no dejar sin regular en la normativa urbanística un tema tan importante para la protección de la imagen y el ambiente urbano de Medina Sidonia, como son los tendidos y elementos de infraestructuras y servicios.

Según ANA el acuerdo del Pleno asidonense de fecha 25 de enero de 2017, declarando derogado el artículo 5.2.2.13 del PGOU se realizó totalmente al margen de los procedimientos establecidos, al margen de la legislación vigente, al margen de la LOUA, al margen de los controles que corresponden a la Junta de Andalucía y además obviando los controles y garantías del Estado de Derecho por cuanto ha dejado a colectivos y ciudadanos sin la posibilidad de presentar alegaciones tal y como establecen las leyes.

10 y 11 - 2017 Canon PS 134

Además en el Recurso se insiste en que el Conjunto Histórico de Medina Sidonia está declarado como Bien de Interés Cultural (BIC), en el cual se pretende la instalación de una infraestructura de telecomunicaciones que comprende una red de cableados y cajas de registro, y que la Ley 14/2007, de 26 de noviembre, del Patrimonio Histórico de Andalucía dice en su artículo 19 que se entiende por contaminación visual o perceptiva aquella intervención, uso o acción en el bien o su entorno de protección que degrade los valores de un bien inmueble integrante del Patrimonio Histórico y toda interferencia que impida o distorsione su contemplación. El mismo artículo dice también que por ello los municipios en los que se encuentren bienes inscritos en el Catálogo General del Patrimonio Histórico de Andalucía deberán recoger en el planeamiento urbanístico medidas que eviten su contaminación visual o perceptiva y que tales medidas comprenderán, al menos, el control de; Las instalaciones necesarias para los suministros, generación y consumo energéticos; Las instalaciones necesarias para telecomunicaciones; Y que las personas o entidades titulares de instalaciones o elementos a los que se refiere este artículo estarán obligadas a retirarlos.

El artículo 5.2.2.13 derogado por el Ayuntamiento Pleno dice que se prohíben los tendidos aéreos o grapados a fachada y que estos deben disponerse bajo tierra.

10 y 11 - 2017 Canon PS 144

ANA termina el Recurso SOLICITANDO

Que la Junta de Gobierno Local reconsidere estimar las alegaciones presentadas el 20-03-2017 y en consecuencia se realice la calificación ambiental solicitada por la sociedad Verizon Telecomunicaciones S.L. para el despliegue de red de telecomunicaciones FTTH (fibra óptica) en varias zonas del núcleo urbano de esta localidad, conforme al PGOU actualmente en vigor, por tanto sin tener en cuenta el acuerdo del Ayuntamiento Pleno del 25-01-2017, en el que se declaraba derogado el artículo 5.2.2.13 del POGU, por cuanto que dicho acuerdo es contrario a la legislación vigente y no tiene validez jurídica.

Gente de la Janda 23 febrero 2016

logo-header_272x90

 

http://gentedelajanda.com/1692-2/

 

ANA pide ampliar las zonas de protección ambiental en el nuevo PGOU

Los ecologistas rechazan los campos de golf y proponen más protagonismo para la actividad primaria.

Por Antonio José Candón -

23 febrero, 2016

gazules_1068

01 ANA LA JANDA

(ANA) ha presentado sugerencias al Avance del Plan General de Ordenación Urbana, actualmente en fase de tramitación, y pide una revisión en profundidad del documento. Entre otras cuestiones, ANA ha expresado su rechazado a la construcción de campos de golf, “una actividad”, mantiene, “que no supone ni el 1% de la demanda de los turistas que visitan Andalucía”.

La entidad defiende también que el plan no contempla la actividad primaria entre sus propiedades y adolece de “propuestas para el desarrollo de actividades agrícolas, ganaderas y forestales”. La asociación propone además ampliar las zonas de protección ambiental en el suelo no urbanizable, “protegiendo todas aquellas zonas de valor ecológico que no forman parte de otros espacios protegidos o bien han quedado fuera de la Red de Espacios Protegidos de Andalucía y aumentando los niveles de protección dentro de los límites de estos espacios ya protegidos, especialmente en zonas sensibles y/o amenazadas” . Según ANA, la propuesta de Plan “no está justificada desde los puntos de vista económico, social, ni ambiental, y por tanto puede entenderse solo como un mecanismo para poder justificar urbanizaciones innecesarias”.

ANA sostiene que el PGOU debería de tener como objetivo “conseguir un modelo de territorio equilibrado y sostenible, conservando los importantes valores naturales y patrimoniales, y apostando por un nuevo modelo económico más diversificado, superando la economía del ladrillo”.

Pacto Social por la Restauración y Protección de los Humedales de la Janda

ANA se adhiere al “Pacto Social por la Restauración y Protección de los Humedales de la Janda” que promueve la Asociación de Amigos de la Laguna de la Janda A.A. Laguna de La Jandacon el lema “Mójate por la Janda” (GET INVOLVED IN LA JANDA), el cual pretende aunar las voluntades y esfuerzos de las administraciones públicas y la sociedad en general con el objetivo final de restaurar y dotar de una figura de protección legal a una parte representativa de los valiosos humedales antaño existentes en la depresión de la Janda (Cádiz) de manera que ello sea compatible con el mantenimiento de los aprovechamientos agrícolas y ganaderos actualmente existentes siempre que los mismos se desarrollen con criterios de sostenibilidad ambiental.

emotionheader

Mójate por la Janda

Pacto Social por la Restauración y Protección de los Humedales de la Janda

La Laguna de la Janda, hoy profundamente transformada por la acción humana, es el elemento más significativo de la comarca que lleva su nombre. La antigua laguna constituyó el humedal interior más extenso de Europa. Su importancia y relevancia cultural e histórica ha quedado reflejada en el acervo cultural de los habitantes de la zona y sus excepcionales valores ecológicos han quedado plasmados desde el paleolítico hasta nuestros días en representaciones artísticas como las pinturas rupestres del Tajo de las Figuras y en numerosos relatos y documentos de viajeros, naturalistas y científicos de todas las épocas.

Estos reconocidos valores sin embargo no fueron en su día suficientemente ponderados por la Administración y al igual que ocurrió con otros humedales de nuestra península la Laguna de La Janda y otras menores a ella asociadas como las de Espartinas, Rehuelga, Jandilla o Tapatanilla, tras ser deslindadas como dominio público, fueron a mediados del pasado siglo otorgadas en régimen de concesión por 99 años para su drenaje, desecación y puesta en cultivo contribuyendo de ese modo al desarrollo comarcal.

Las demandas actuales de nuestra sociedad del siglo XXI y el nuevo marco de las políticas de la Unión Europea en el que nos desenvolvemos configuran una nueva realidad que obliga a replantearse el futuro de la Janda convirtiendo la regeneración de sus antiguos humedales y su protección en objetivos prioritarios e irrenunciables por ser claves para que el desarrollo de la comarca se pueda llevar a cabo con los criterios de sostenibilidad obligados para garantizar nuestro futuro común.

A fin de aunar los esfuerzos de todas las administraciones y de la sociedad civil, a través de sus organizaciones y de los particulares, es conveniente suscribir el presente Pacto Social por la Restauración y Protección de los Humedales de la Janda que tiene como objetivos los siguientes:

• La restauración, atendiendo a criterios ecológicos, de una parte representativa de los humedales antaño existentes en la depresión tectónica de la Janda.

• Garantizar que el aprovechamiento del territorio en la comarca de la Janda, y muy especialmente en el entorno de sus humedales, se realice de modo armónico y respetuoso con el patrimonio natural, que es una garantía de desarrollo socioeconómico sostenible y duradero.

• Dotar de protección legal mediante su inclusión en la red europea de espacios naturales Natura 2000 a los humedales restaurados y su entorno.

Para lograr la consecución de dichos objetivos, los firmantes del presente Pacto se comprometen a:

• Impulsar en el marco de sus competencias y/o su papel en la sociedad el cumplimiento de los objetivos establecidos en el mismo.

• En el caso de las administraciones públicas, desarrollar e implementar los instrumentos administrativos, normativos y de gestión necesarios para el cumplimiento de los anteriores objetivos.

• Difundir y promover los valores naturales y culturales de la comarca de la Janda y en especial el de sus humedales

emotionheader_2

Lista de Entidades / Organizaciones y Personas que a título particular se han adherido ya al Pacto:

https://onedrive.live.com/view.aspx?resid=51CD72DFF194C1D4!3092&ithint=file%2cxlsx&app=Excel&authkey=!AI9161p-YJrKoJY

Alegaciones a la MP32 del PGOU de Medina Sidonia

ANA presenta Alegaciones a la Modificación Puntual nº 32 del PGOU de Medina Sidonia, por significar la desprotección generalizada de las áreas de más alto valor ecológico y paisajístico del territorio de Medina Sidonia.

1.- SNUPVAPGOUMS 092014 237 - copia

Nota de prensa 09/10/2014

La Asociación Amigos de la Naturaleza denuncia como muy preocupante que se haya decidido resolver “problemas” puntuales mediante la rebaja generalizada de los niveles de protección de las áreas de mayor valor ambiental y paisajístico del territorio municipal de Medina Sidonia y afirma que ya hay varios miles de hectáreas de suelo no urbanizable donde los usos turísticos y recreativos son compatibles sin necesidad de cambiar la normativa.

El Estudio de Impacto Ambiental es incompleto, no cuestiona la idoneidad de una decisión urbanística tomada de antemano, no analiza los impactos globales que se pueden producir y no cumple sus funciones al no servir para justificar la idoneidad de la modificación del planeamiento general que se pretende.

Desde ANA hemos presentado Alegaciones a la Modificación Puntual nº 32 del PGOU de Medina Sidonia, y al correspondiente Estudio de Impacto Ambiental, documentos que fueron aprobados inicialmente por el Ayuntamiento Pleno, en sesión celebrada el día 19 de Agosto de 2014, y publicado en el Boletín Oficial de la Provincia de Cádiz nº 172 de 9 de Septiembre. Modificación que consiste en introducir una variación de las condiciones de los usos y la edificación del Suelo No Urbanizable de Especial Protección por Planificación Urbanística: Vegetación y Arbolado (art. 9.3.2.1.2 PGOU) al objeto de posibilitar las actividades turísticas y recreativas.

En nuestras Alegaciones, un documento de 45 páginas, decimos, entre otras muchas cosas, que ha habido falta de Información y Participación Ciudadana. No se puede considerar como suficiente la publicación del anuncio en el Boletín Oficial de la Provincia (BOP). Así no se fomenta la Participación Ciudadana y, en nuestra opinión, esta forma de actuar, habitual en Medina Sidonia en los últimos quince años, va en contra de la política de transparencia y participación que preconizaba hace algo más de tres años el actual Gobierno Municipal. Nosotros creemos que “la participación es imprescindible para mejorar”, pero no basta con anunciarla sino que es necesario practicarla con medidas adecuadas.

Dejamos claro que no se justifica ni la necesidad, ni la oportunidad para tramitar en este momento una modificación puntual como la que se plantea. Una vez consultada la documentación contenida en el expediente hemos visto que no hay suficiente justificación, y no se explicitan las verdaderas intenciones. Apenas hay argumentos sobre que esta Modificación Puntual sea necesaria, y menos aún sobre su urgencia. En ningún lugar constan los motivos concretos para hacerla, ni las razones que llevan a tramitarla en estos momentos. Es claro y evidente que hay una falta de transparencia que nos parece que no es la forma de actuar propia de un Ayuntamiento que quería tener “paredes de cristal”.

Los pocos argumentos concretos enumerados en la memoria de ordenación como justificación de la innovación son insuficientes, confusos, contradictorios o incluso malintencionados. De ninguna manera se puede justificar que, para lograr una diversificación de los usos turísticos/recreativos en el territorio municipal, sea necesario reducir los niveles de protección del SNUEP por Vegetación y Arbolado. Además esta iniciativa contradice los Objetivos y Criterios del vigente PGOU, sin que se hayan explicitado unos nuevos.

4.- SNUPVAPGOUMS 092014 186 - copia

Sin embargo, los usos turísticos y recreativos cuya ubicación se pretende facilitar y potenciar en esta categoría del Suelo No Urbanizable son perfectamente compatibles en gran parte del Suelo Urbano, también en varios ámbitos de Suelo Urbanizable sectorizado y no sectorizado, y en amplias áreas de Suelo No Urbanizable, especialmente las de régimen general y también en las que tienen ciertas tolerancias. En conjunto representan más de la mitad de la superficie del término municipal de Medina Sidonia. En la normativa del vigente PGOU no hay ningún tipo de autolimitación, sino más bien una preocupación y una clara intención de que cada uso se ubique en los suelos más adecuados.

En las alegaciones hemos recordado la Directiva 92/43/CEE, dejando claro que estos  suelos protegidos por vegetación y arbolado son, en su mayoría, bosques islas que se caracterizan por la presencia de acebuchales y hábitats naturales que figuran en el Anexo I, y de hábitats de especies que figuran en el Anexo II de la Directiva 92/43/CEE, de 21 de mayo de 1992, relativa a la conservación de los hábitats naturales y de la fauna y flora silvestres. De hecho, buena parte de estos suelos han sido incluidos en la lista de Lugares de Importancia Comunitaria de la Región Biogeográfica Mediterránea, con la denominación “Acebuchales de la Campiña Sur de Cádiz “.

Pero si hemos insistido en que Medina Sidonia necesita que se elabore un verdadero Avance de Plan General de Ordenación Urbanística (PGOU), como revisión y actualización de las vigentes NNSS / PGOU, y que se haga de la forma más participativa. Solo en ese marco, y con todos los estudios que sean necesarios, será posible definir con un mayor rigor y detalle la identificación de los suelos no urbanizables especialmente protegidos por vegetación y arbolado, y los usos que pueden ser compatibles. Cualquier otra forma de actuar es una “chapuza” para cumplir de cualquier manera los deseos de algún promotor y/o especulador.

Respecto del Estudio de Impacto Ambiental hemos alegado dejando claro que no cumple sus funciones, por ser incompleto, por no cuestionar la idoneidad de una decisión urbanística tomada de antemano, y por no analizar los impactos globales que se pueden producir. No sirve para justificar la idoneidad de la modificación del planeamiento general que se pretende. Se trata de un estudio que, como suele ser habitual, se ha hecho a la medida de las intenciones de quien lo encarga.

5.- SNUPVAPGOUMS 092014 125 - copia

En el Estudio de Impacto Ambiental  no se evalúa ninguna otra alternativa. Pero desde ANA hemos querido dejar claro que sí hay alternativas y son perfectamente viables, ya que el actual PGOU permite los usos propuestos en otros suelos del término municipal de Medina Sidonia, aunque nosotros pensamos que sería muy recomendable localizarlos en el interior o en el entorno próximo de los distintos núcleos urbanos del Municipio.

Además este Estudio es muy poco concreto, y aún menos riguroso, al analizar y evaluar los impactos, especialmente respecto del medio natural, el paisaje y el patrimonio arqueológico, histórico y cultural. No sólo pasa muy de puntillas sobre impactos negativos, o muy negativos, que son evidentes, sino que obvia totalmente la mayoría de ellos.

Hablamos de numerosos bosques-isla distribuidos a lo largo y ancho de todo el término municipal que, de una forma u otra, conectan diversos espacios naturales que forman parte de la Red Natura 2000. Estos bosques-isla adquieren una importancia vital para la conservación de la biodiversidad ya que albergan especies vegetales protegidas y sirven como lugar de cría, refugio, descansadero y/o alimentación de especies animales, al ser los únicos reductos de vegetación natural que quedan en medio de extensas zonas de cultivo.

En estas alegaciones también hemos recordado algunos conceptos sobre el paisaje, entre otras cosas porque forma parte del derecho que cada ser humano tiene a unas condiciones de vida dignas y también porque el paisaje desempeña un papel importante de interés general en los campos cultural, ecológico, medioambiental y social, y constituye un recurso favorable para la actividad económica. El paisaje es el espejo de nuestra propia identidad.

3.- SNUPVAPGOUMS 092014 331 - copia

Concluimos las alegaciones diciendo que si se pretende un desarrollo económico para los habitantes de Medina Sidonia, no se puede hablar del turismo, y al mismo tiempo permitir que se destruyan sus propios valores patrimoniales, que están en el origen de la propia actividad turística y que además son sus señas de identidad. Creemos firmemente que esta Modificación Puntual da un gigantesco paso atrás en la valoración, conservación y protección de nuestro patrimonio, y en consecuencia en el desarrollo turístico de Medina Sidonia, si queremos tener una visión a medio y largo plazo. Estamos en Europa, estamos en el siglo XXI, y no se pueden permitir estas intervenciones retrógradas.

Hemos solicitado que se paralice la tramitación de la Modificación Puntual nº 32 del vigente Plan General de Ordenación Urbanística de Medina Sidonia, manteniendo la normativa del Suelo No Urbanizable Protegido por Vegetación y Arbolado tal y como quedó aprobado en su día por el Ayuntamiento Pleno, y que se agilice el proceso de revisión del planeamiento general vigente con objetivos y criterios claros y sostenibles.

Desde ANA nos hemos ofrecido para aclarar, debatir y ampliar los argumentos expuestos en las Alegaciones y a colaborar con el Ayuntamiento de Medina Sidonia en todas estas cuestiones en las que tenemos bastante experiencia.

«Última llamada»

ÚLTIMA LLAMADA: UN MANIFIESTO POR LA TRANSFORMACIÓN DE MODELO FRENTE A LA CRISIS ECOLÓGICO-SOCIAL

Logo ANA 14,7KB

ANA apoya, ha firmado y se ha comprometido a divulgar el manifiesto, al tiempo que solicita a socios y simpatizantes que lo apoyen y firmen a título individual

 

“Última llamada” es el título de un manifiesto hecho público hoy en el que se reclaman propuestas de cambio más audaces para hacer frente a una crisis ecológica que afecta a todos los ámbitos y provoca injusticias sociales. Más de 250 académicos, intelectuales, científicos, activistas y políticos han firmado un documento dirigido especialmente a los proyectos sociales y políticos alternativos. No valen recetas antiguas, es precisa una gran transformación.

“Estamos atrapados en la dinámica perversa de una civilización que si no crece no funciona, y si crece destruye las bases naturales que la hacen posible”, explica el manifiesto. Se agotan los recursos naturales y energéticos y se rompen los equilibrios ecológicos de la Tierra. La crisis ecológica no puede esperar ni es un tema parcial.

“Frente a este desafío no bastan los mantras cosméticos del desarrollo sostenible, ni la mera apuesta por tecnologías ecoeficientes, ni una supuesta “economía verde” que encubre la mercantilización generalizada de bienes naturales”. En el manifiesto se subraya la necesidad de una gran transformación que rompa con las inercias del modo de vida capitalista, basado en el consumo, y con los intereses de grupos privilegiados.

Pensadores y escritoras, representantes de movimientos sociales, del ámbito feminista y el universitario, de sindicatos y partidos políticos se han suscrito este documento abierto que quiere llamar la atención sobre la oportunidad que se abre en la actualidad.

El manifiesto hace referencia al “despertar de dignidad y democracia que supuso el 15M”, que “está gestando un proceso constituyente que abre posibilidades para otras formas de organización social”.

Pero es fundamental que los proyectos alternativos tomen conciencia de las implicaciones que suponen los límites del crecimiento y diseñen propuestas de cambio mucho más audaces, reclama el documento. No valen antiguas recetas, porque “la crisis de régimen y la crisis económica sólo se podrán superar si al mismo tiempo se supera la crisis ecológica”.

“Última llamada” subraya la urgencia para emprender la gran transformación. “A lo sumo tenemos un lustro para asentar un debate amplio y transversal sobre los límites del crecimiento, y para construir democráticamente alternativas ecológicas y energéticas que sean a la vez rigurosas y viables”.

El manifiesto, que pretende abrir un amplio debate en los proyectos sociales y políticos en construcción, aspira a “ganar grandes mayorías para un cambio de modelo económico, energético, social y cultural.”

El manifiesto puede leerse en y firmarse online

El Manifiesto

«Última llamada»

ultima-llamada-v0-2-640x927

Esto es más que una crisis económica y de régimen: es una crisis de civilización

Los ciudadanos y ciudadanas europeos, en su gran mayoría, asumen la idea de que la sociedad de consumo actual puede “mejorar” hacia el futuro (y que debería hacerlo). Mientras tanto, buena parte de los habitantes del planeta esperan ir acercándose a nuestros niveles de bienestar material. Sin embargo, el nivel de producción y consumo se ha conseguido a costa de agotar los recursos naturales y energéticos, y romper los equilibrios ecológicos de la Tierra.

Nada de esto es nuevo. Las investigadoras y los científicos más lúcidos llevan dándonos fundadas señales de alarma desde principios de los años setenta del siglo XX: de proseguir con las tendencias de crecimiento vigentes (económico, demográfico, en el uso de recursos, generación de contaminantes e incremento de desigualdades) el resultado más probable para el siglo XXI es un colapso civilizatorio.

Hoy se acumulan las noticias que indican que la vía del crecimiento es ya un genocidio a cámara lenta. El declive en la disponibilidad de energía barata, los escenarios catastróficos del cambio climático y las tensiones geopolíticas por los recursos muestran que las tendencias de progreso del pasado se están quebrando.

Frente a este desafío no bastan los mantras cosméticos del desarrollo sostenible, ni la mera apuesta por tecnologías ecoeficientes, ni una supuesta “economía verde” que encubre la mercantilización generalizada de bienes naturales y servicios ecosistémicos. Las soluciones tecnológicas, tanto a la crisis ambiental como al declive energético, son insuficientes. Además, la crisis ecológica no es un tema parcial sino que determina todos los aspectos de la sociedad: alimentación, transporte, industria, urbanización, conflictos bélicos… Se trata, en definitiva, de la base de nuestra economía y de nuestras vidas.

Estamos atrapados en la dinámica perversa de una civilización que si no crece no funciona, y si crece destruye las bases naturales que la hacen posible. Nuestra cultura, tecnólatra y mercadólatra, olvida que somos, de raíz, dependientes de los ecosistemas e interdependientes.

La sociedad productivista y consumista no puede ser sustentada por el planeta. Necesitamos construir una nueva civilización capaz de asegurar una vida digna a una enorme población humana (hoy más de 7.200 millones), aún creciente, que habita un mundo de recursos menguantes. Para ello van a ser necesarios cambios radicales en los modos de vida, las formas de producción, el diseño de las ciudades y la organización territorial: y sobre todo en los valores que guían todo lo anterior. Necesitamos una sociedad que tenga como objetivo recuperar el equilibrio con la biosfera, y utilice la investigación, la tecnología, la cultura, la economía y la política para avanzar hacia ese fin. Necesitaremos para ello toda la imaginación política, generosidad moral y creatividad técnica que logremos desplegar.

Pero esta Gran Transformación se topa con dos obstáculos titánicos: la inercia del modo de vida capitalista y los intereses de los grupos privilegiados. Para evitar el caos y la barbarie hacia donde hoy estamos dirigiéndonos, necesitamos una ruptura política profunda con la hegemonía vigente, y una economía que tenga como fin la satisfacción de necesidades sociales dentro de los límites que impone la biosfera, y no el incremento del beneficio privado.

Por suerte, cada vez más gente está reaccionando ante los intentos de las elites de hacerles pagar los platos rotos. Hoy, en el Estado español, el despertar de dignidad y democracia que supuso el 15M (desde la primavera de 2011) está gestando un proceso constituyente que abre posibilidades para otras formas de organización social.

Sin embargo, es fundamental que los proyectos alternativos tomen conciencia de las implicaciones que suponen los límites del crecimiento y diseñen propuestas de cambio mucho más audaces. La crisis de régimen y la crisis económica sólo se podrán superar si al mismo tiempo se supera la crisis ecológica. En este sentido, no bastan políticas que vuelvan a las recetas del capitalismo keynesiano. Estas políticas nos llevaron, en los decenios que siguieron a la segunda guerra mundial, a un ciclo de expansión que nos colocó en el umbral de los límites del planeta. Un nuevo ciclo de expansión es inviable: no hay base material, ni espacio ecológico y recursos naturales que pudieran sustentarlo.

El siglo XXI será el siglo más decisivo de la historia de la humanidad. Supondrá una gran prueba para todas las culturas y sociedades, y para la especie en su conjunto. Una prueba donde se dirimirá nuestra continuidad en la Tierra y la posibilidad de llamar “humana” a la vida que seamos capaces de organizar después. Tenemos ante nosotros el reto de una transformación de calibre análogo al de grandes acontecimientos históricos como la revolución neolítica o la revolución industrial.

Atención: la ventana de oportunidad se está cerrando. Es cierto que hay muchos movimientos de resistencia alrededor del mundo en pro de la justicia ambiental (la organización Global Witness ha registrado casi mil ambientalistas muertos sólo en los últimos diez años, en sus luchas contra proyectos mineros o petroleros, defendiendo sus tierras y sus aguas). Pero a lo sumo tenemos un lustro para asentar un debate amplio y transversal sobre los límites del crecimiento, y para construir democráticamente alternativas ecológicas y energéticas que sean a la vez rigurosas y viables. Deberíamos ser capaces de ganar grandes mayorías para un cambio de modelo económico, energético, social y cultural. Además de combatir las injusticias originadas por el ejercicio de la dominación y la acumulación de riqueza, hablamos de un modelo que asuma la realidad, haga las paces con la naturaleza y posibilite la vida buena dentro de los límites ecológicos de la Tierra.

Una civilización se acaba y hemos de construir otra nueva. Las consecuencias de no hacer nada —o hacer demasiado poco— nos llevan directamente al colapso social, económico y ecológico. Pero si empezamos hoy, todavía podemos ser las y los protagonistas de una sociedad solidaria, democrática y en paz con el planeta.

— En diversos lugares de la Península Ibérica, Baleares y Canarias, y en el verano de 2014.

el-roto-la-solucion-a-la-crisis-es-sencillisima

 Ilustración de El Roto

Descarga el Manifiesto

Manifiesto Última llamada (PDF)

Algunos firmantes del manifiesto:

Ada Colau, Alberto Garzón, Antonio Turiel, Antonio Valero, Arcadi Oliveres, Belén Gopegui, Cayo Lara, Enric Duran, Esther Vivas, Ferrán Puig Vilar, Florent Marcellesi, Joan Herrera, Joan Martínez Alier, Joaquín Araujo, José Manuel Naredo, Juan Diego Botto, Juantxo López de Uralde, Justa Montero, Marina Albiol, Olga Rodríguez, Pablo Iglesias Turrión, Teresa Forcades, Teresa Rodríguez, Xosé Manuel Beiras, Yayo Herrero… (Ver lista completa al pie de la cual podrás firmar tú también)

No permita que arrasen las profundidades marinas

Desde ANA, Asociación Amigos de la Naturaleza, con sede social en Medina Sidonia, código postal 11170 y domicilio a efectos de notificaciones analajanda@hotmail.com, le hemos enviado un escrito a la nueva ministra de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente pidiéndole que no permita que arrasen las profundidades marinas.

Isabel García Tejerina

 

Ministra Isabel García Tejerina:

No permita que arrasen las

profundidades marinas

 

Estimada Señora Ministra:

Con motivo de las negociaciones que se están llevando en el Consejo de Agricultura y Pesca de la UE respecto a la reforma del reglamento de pesca de profundidad en aguas del Atlántico Nordeste, queremos formularle nuestra petición para que España apoye y proponga medidas de gestión relacionadas con la minimización de los impactos sobre los ecosistemas marinos vulnerables y la explotación sostenible de los recursos pesqueros.

Desde ANA estamos profundamente preocupados por las deficientes medidas de gestión de los ecosistemas y especies de profundidad. Tras 12 años de aplicación del vigente reglamento, Reg. (EC) nº 2347/2002, resulta evidente que las medidas que contiene son totalmente insuficientes para proteger los ecosistemas marinos vulnerables frente a los impactos de las artes de pesca. Igualmente, las evidencias científicas apuntan a que la mayoría de los stocks pesqueros de profundidad de la UE se están explotando muy por encima de los niveles sostenibles, capturando elevadas cantidades de especies no comerciales que son finalmente descartadas.

Esta realidad no refleja los objetivos de gestión reflejados en distintas normativas europeas, ni en otros compromisos internacionales, como los adoptados por los Estados miembro de la UE en la Asamblea General de las Naciones Unidas (Resoluciones 61/105 y 64/72). Una situación especialmente preocupante si tenemos en cuenta la reconocida vulnerabilidad de las especies que habitan estos ambientes.

España, como país líder en Europa en la pesca de profundidad, tiene la responsabilidad de proponer medidas de gestión basadas en la ciencia y en los compromisos internacionales adquiridos para proteger los Ecosistemas Marinos Vulnerables y explotar de manera responsable los recursos pesqueros de profundidad. A continuación, le resumimos algunas de las principales propuestas que le pedimos tenga en consideración:

- Identificar las áreas que contienen Ecosistemas Marinos Vulnerables e impedir el uso de artes de fondo en las mismas,

- Elaborar evaluaciones de impacto de las actividades pesqueras en las zonas de pesca existentes y nuevas,

- Eliminar progresivamente el uso de las artes de pesca destructivas y poco selectivas, en particular el arrastre y enmalle de fondo en pesquerías de profundidad,

- Fijar las posibilidades de pesca estrictamente acordes al criterio científico y considerando la sostenibilidad de todas las especies capturadas, y

- Aplicar medidas que minimicen la captura de especies no deseadas, con especial atención a las especies más vulnerables.

Agradeciendo de antemano su atención, le deseamos unas fructíferas negociaciones. Las especies y ecosistemas de profundidad lo merecen.

Logo ANA 14,7KB

Manifiesto PARQUES NACIONALES EN LA ESPAÑA DEL SIGLO XXI

 

Imprimir

ANA respalda y ha firmado el manifiesto

PARQUES NACIONALES

EN LA ESPAÑA DEL SIGLO XXI

EL VALOR DE UN SÍMBOLO PARA NUEVOS TIEMPOS

Desde su origen histórico con Yellowstone en 1872, los Parques Nacionales son un ejemplo de conservación del patrimonio natural, una referencia emocional colectiva, y un símbolo territorial de lo que un estado moderno es capaz de proponer como valor de futuro.

En este tiempo los Parques Nacionales han ido evolucionando al compás del avance de las sociedades, pero su significado esencial como expresiones de calidad paisajística, salud ecológica, y excelencia científica y técnica ha permanecido invariante.

En la España de hoy, una sociedad avanzada en un Estado complejo, con una octava parte del territorio abarcada por 1700 espacios formalmente protegidos, esa centésima de ellos que son los Parques Nacionales continúa desempeñando un papel insustituible como símbolos y catalizadores del esfuerzo colectivo de conservación de la Naturaleza. Un carácter singular, consolidado a lo largo de cien años, que los hace acreedores del máximo respeto, y de una protección capaz de garantizar su libre evolución natural.

La gestión de nuestros Parques Nacionales, propia hoy de un Estado descentralizado, ha madurado hasta incorporar la idea de Red sin perjuicio de la autonomía de cada uno en su devenir cotidiano. En el proceso, el conjunto ha adquirido un inmenso valor como capital social y cultural compartido, y una evidente relevancia política. Una legítima posición de referencia que aparece hoy seriamente amenazada por un progresivo declive de rigor conceptual, de coherencia normativa, y de atención institucional. La reciente aprobación de un Proyecto de Ley de Parques Nacionales, que en lugar de priorizar su conservación facilita las fuerzas que la amenazan, y que incluso para el Consejo de Estado presenta múltiples indicios claros de inconstitucionalidad, es un grave exponente del creciente deterioro que sufren nuestros mejores espacios naturales.

Revertir este retroceso inaceptable significa recuperar la capacidad de generar instrumentos institucionales, jurídicos y técnicos capaces de acompañar e impulsar a esta realidad singular, sin desvirtuarla con igualaciones a la baja, ni contaminaciones conceptuales de otros ámbitos del uso territorial.

El futuro próximo nos demanda, más que nunca, unos Parques Nacionales que, preservando su singularidad, se integren en sus territorios contagiándoles la vitalidad ecológica y económica que emana de la buena gestión de su excelencia. Y una red abierta que, por encima de colores políticos y tamaños administrativos, sea la sede del diálogo, la colaboración y el respeto a la diversidad, sin generar imposición, discordia, ni otra tensión que la propia del debate científico y técnico.

En atención a todo ello, y teniendo en el horizonte inmediato la celebración del centenario de la Ley de Parques Nacionales de 1916, pionera en el mundo, entendemos que España puede y debe seguir siendo un referente mundial en este ámbito.

Por tal motivo, los abajo firmantes, encabezados por quienes ostentan el honor y el orgullo de haber contribuido a trazar los rumbos y navegar los vientos de nuestros más valiosos territorios

      Abogamos por mantener a los Parques Nacionales en su posición de referencia máxima de una conservación de la Naturaleza hecha desde el mayor respeto a su singularidad excepcional, a las expresiones culturales y sociales crecidas a su amparo, y a los principios de una gobernanza integradora y plenamente democrática.

         Apoyamos su expresión en una Red que, sin aspirar a suplantar a legítimos agentes en otras tareas, ahonde y diversifique su misión de construcción compartida, signo de referencia, garantía de calidad, intercambio de conocimiento, difusión y promoción de sus ideas y valores, relaciones internacionales y cooperación al desarrollo.

          Instamos a los poderes públicos, a los agentes sociales, políticos y económicos, a las organizaciones civiles, a los medios de comunicación, y a la ciudadanía en su conjunto, a conocer, valorar y defender los Parques Nacionales de España; a destacar su singularidad; a construir consensos, alianzas y escenarios de colaboración para su futuro; y a fomentar el valor de la Red que constituyen, en coherencia con el progreso del Estado al que tan magníficamente representan desde hace un siglo; y

        Proponemos a todos poner en marcha para ello un proceso participado que, con la base del consenso social, y acogido por el Senado como cámara representante de los valores territoriales de España, conduzca a alcanzar un Acuerdo de Estado entre todas las fuerzas políticas, para la recuperación esencial, sólida, duradera e independiente del símbolo moderno y vigoroso que debe ser nuestra Red de Parques Nacionales.


http://iniciativaciudadanaparquesnacionales.wordpress.com/

 

Nuevo escrito enviado al Ministro de Agricultura

Desde ANA, Asociación Amigos de la Naturaleza, con sede social en Medina Sidonia, código postal 11170 y domicilio a efectos de notificaciones analajanda@hotmail.com, le hemos enviado un nuevo escrito a Miguel Arias Cañete, Ministro de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, en esta ocasión para pedirle lo siguiente:

MIGUEL~1

 

Sr. Arias Cañete – Ministro de Alimentación Agricultura y Medio Ambiente

No prohíba a senderistas y ciclistas la circulación por caminos públicos

 

El monte y la naturaleza es de todos los ciudadanos, es un derecho universal el disfrute de la misma y así también está amparado en la Constitución en su artículo 45.

Por ese motivo, los senderistas, ciclistas y demás deportistas que hacemos uso correcto de los caminos públicos con nuestras actividades, no queremos que se apruebe la futura Ley de Montes en las que se presume, podrán coartar esa libertad. No queremos que los cazadores utilicen el monte como algo exclusivo y nos prohíban el paso por caminos públicos. Queremos que se respete la ley actual y que se puedan compatibilizar las distintas actividades.

Somos muchos los que hemos vivido situaciones desagradables o simplemente nos hemos tenido que ir a otro lugar, después de caminar varios kilómetros porque había una actividad cinegética. Muchas de ellas sin señalizar.

Sr Ministro le pedimos que cumpla la Constitución. Tenga en cuenta la actividad de millones de españoles que salen de excursión al campo a caminar, correr, montar en bici etc…  El argumento de la seguridad no nos convence. Al menos no debería ser excluyente para privarnos de nuestro derecho a disfrutar de la naturaleza y al tránsito por esos caminos públicos.

Por todo ello, reiteramos nuestra total oposición ante cualquier intento de privarnos de nuestro derecho al disfrute de la naturaleza como reza el artículo 45 de la Constitución, en sus puntos 1 y 2. Entendemos que por el contrario deben fomentarse estas actividades por ecológicas, sociales, garantizando el derecho de todos a disfrutar del medio ambiente, y por estas razones les pedimos que retire del borrador ese concepto de prohibir el paso cuando se produce una montería o batida.

Atentamente,

Logo ANA 14,7KB

 

Este escrito no sólo lo hemos enviado como Asociación sino que muchos socios a título personal también lo han hecho.

Camino 21

Todo esto se está llevando a cabo estos días a iniciativa del Grupo y Plataforma Senderismo por España y dentro de una nueva campaña de http://www.change.org/es, donde en muy pocos días se han SUPERADO LAS 80.000 FIRMAS y ahora  VAMOS A POR LAS 100.000

Senderismo por España

Como dicen desde el Grupo y Plataforma Senderismo por España:

CUANDO NOS PONEMOS A CAMINAR TODOS JUNTOS NO HAY QUIEN NOS PARE…